Los estudiantes regulares son los que más éxito suelen tener en la vida

Cierto es que aquellos estudiantes que se poseen buenas calificaciones tienden a ser más responsables en el cumplimiento de sus labores, pero ello no es suficiente para ser exitoso, se requiere de ciertas cualidades que solo los estudiantes regulares han adquirido durante su camino académico.

Los buenos estudiantes se acostumbran a contar siempre con la aprobación de sus profesores de la universidad lo que les hace sentir cómodos y no buscan mejorar de manera integral.

Ésto no ocurre con los estudiantes regulares, ellos desarrollan actitudes y habilidades que les permiten crecer en diferentes áreas de la vida.

Los estudiantes regulares son los que más éxito suelen tener en la vida

Entre las razones por las cuales los estudiantes regulares son más exitosos, tenemos las siguientes:

Aprender es más importante que memorizar

Un error común que cometen la mayoría de los buenos estudiantes es memorizar ecuaciones, formulas o teorías, en lugar de buscar la manera de interpretar dicha información para aprender.

Los estudiantes regulares buscan la práctica en lugar de la teoría

Muchos estudiantes buscan solo pasar sus examenes con buenas calificaciones por lo que se la pasan la mayor parte del tiempo enfocados en sus libros aprendiendo la teoría.

En cambio aquellos estudiantes regulares aprenden con la práctica, buscan aquellas oportunidades que les permita adquirir conocimiento y experiencia al mismo tiempo.

El éxito depende de la actitud y no del conocimiento

Una persona con entusiasmo, ganas de aprender y actitud positiva definitivamente será mucho más exitosa que aquella llena de arrogancia, incapaz de afrontar los fracasos, con mucha información pero sin la capacidad de poner en practica todo ese conocimiento.

La universidad no te forma para el éxito

Generalmente la universidad te enseña a ser un empleado más en este mundo, pero no te enseñan las claves para ser independiente, para ser exitoso y emprendedor, sin tener que permanecer largas horas trabajando para un jefe.

Compartir artículo




Loading...

Comentarios