¿Quieres ser millonario? Persigue las fuentes de dinero

No es exactamente como la frase puede hacer pensar, que existan pozos mágicos o fuentes donde al bajar una cubeta sacas dinero como si fuera un cuento de hadas, no. Las fuentes de dinero son las fuentes de ingresos, es decir, todo aquello que te produce ganancias y de las cuales puedes obtener ahorro, compensar gastos y estabilizar tu economía. Mentalízate a perseguir las formas de hacer o ganar dinero, no creas que esto te hará millonario de la noche a la mañana, pero obviamente lograrás un cambio en tus finanzas e irán creciendo como no lo han hecho hasta ahora.

Fuentes de dinero rápido

Las ventas son las formas más rápidas de ganar dinero, comienza haciéndote un capital con el cual inviertas en algo de mercancía. Busca en casa todas aquellas cosas que ya no utilizas, que aún son funcionales o útiles, hazles una restauración, limpieza o acondicionamiento y de inmediato ponte manos a la obra para venderlas, siempre hay alguien que las necesita.

El dinero que obtengas de esas ventas, úsalo para formar un capital de trabajo, preferiblemente para comprar otras cosas que puedas vender rápidamente, hacerte como un stock de mercancías y haz los debidos cálculos para que te generen ganancias y puedas continuar un pequeño negocio que irá creciendo conforme a tu dedicación.

Empléate en lo que puedas sin pensarlo mucho

Si se te ofrece la oportunidad de tomar un puesto de medio tiempo o completo y no tienes un ingreso fijo, hazlo. No puedes esperar a que llegue el empleo ideal, en tu área específica, en lo que sueñas. Recuerda que el trabajo produce, la producción da dinero y el dinero se puede gastar, ahorrar o invertir. Mientras que sea un empleo donde se te respete la dignidad, no seas explotado y al menos lo justo devengues por tus servicios, tómalo. Pero no descuides tus fuentes de ingresos extra, como las ventas e inversiones, el ahorro y a la vez diséñate un plan para aminorar tus gastos.

Compartir artículo




Loading...

Comentarios